Lubricación anal

lubricación del ano


La penetración anal requiere una serie de cuidados para lograr el máximo disfrute mutuo con la pareja. La higiene es un paso previo vital para poder disfrutar completamente del momento.
Existen diversas recomendaciones para la penetración anal pero un aspecto que no debe olvidarse, incluso para los más experimentados, es la lubricación anal.

El ano es un sector del cuerpo que no está preparado para recibir una polla y distenderse rápidamente. Por este motivo se debe lograr una distensión del músculo del ano de forma progresiva y adecuada lubricación.
Los preservativos vienen lubricados, lo que puede ser suficiente para algunos hombres, pero existen lubricantes íntimos que pueden facilitar y mejorar la experiencia de máximo placer.
La lubricación anal se debe realizar solamente con productos de base acuosa, de forma de proteger al preservativo, que pueden conseguirse en varios comercios.

El uso de vaselina u otras lociones grasas no están recomendados porque predispone a la rotura del forro.
Así que cuando vayas a penetrar a tu pareja sexual no te olvides de preparar su culo correctamente para que te disfrute a pleno.

No hay comentarios:

Seguir por Email (recibirás un aviso si se publica contenido nuevo)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...